Renga para Palomita

Quiero escribirte.

Los recuerdos me abrazan

en caravana.

 

Ayer vino a mi encuentro,

en mi niñez,

una Paloma.

 

Como ha pensado en mí

en el cielo hay más luz.

Sueño con ella.

 

Tengo esperanza.

Puedo volver a verla.

Sonríe mi alma.

 

He sentido la luz

de su sonrisa.

Mariposas azules

 

Ella ha vuelto sus ojos

hacia el pasado.

Instantes blancos.

 

Sus manos blancas

y su vestido blanco.

Sueños de infancia.

 

Sólo está ella.

Yo busco en mi memoria.

No está desierta.

 

Nunca despiertes.

No dejes de ser niña.

Serás mi sueño.

 

En mi ventana

se posa una Paloma,

me roba el alma.

 

Vuela hacia el coro

de Serafines,

Paloma de nostalgia.

 

Cuando era niño,

con un libro en las manos

en el pasillo.

 

 

Si ella quisiera

yo volaré en su vuelo

con mi recuerdo.

 

Sólo tu nombre.

Y un recuerdo borroso

de tu cabello.

 

Como en los mares

dibujo tu sonrisa.

Brumas y brisa.

 

El viento tiene

reminiscencias puras

de tus aromas.

 

Huelen a flores.

Tus recuerdos son lazos

de mil colores.

 

Cuenta la luna.

La Paloma es el sueño

hoy es el alba.

 

Soy como el agua.

Hoy he vuelto a la fuente,

Paloma blanca.

 

Somos dos viejos.

Cuando fuimos dos niños

tú eras mi sueño.