Etiqueta: ETAPA FEMINISTA

OBRA NÚMERO 169: PARA TI ES EL MUNDO.

PARA TI ES EL MUNDO    O   LA CONSECUENCIA DE LA SOBREPROTECCIÓN DE UN HIJO POR PARTE DE LA MADRE.       Arniches estrena esta obra 6 días después de su cumpleaños en 1929, el 17 de Octubre en el Teatro Lara. La titula como Farsa Cómica. Y en verdad que lo es;…


OBRA NÚMERO 162: ¡MECACHIS, QUÉ GUAPO SOY!

¡MECACHIS, QUÉ GUAPO SOY!   O   LA PERVERSIDAD DE LAS COSTUMBRES DE LA ARISTOCRACIA     En esta obra Arniches nos da tres razones más para hablar del matrimonio en las clases aristocráticas. Curiosamente, el título no llega a plasmarse de una forma clara en toda la obra. Puede que la idea primigenia de…


OBRA NÚMERO 160: EN ARAGÓN HI NACIDO.

EN ARAGÓN HI NACIDO   O   LA FUERZA DE LA MUJER HONRADA.     Archivo Familiar.     ARNICHES Y LOS VASCOS EPISODIO NÚMERO 27.   Esta poderosísima obra compuesta por Carlos Arniches y su colaborador habitual en tierras aragonesas, Pedro García Marín, fue estrenada el 21 de septiembre de 1926, en el teatro…


OBRA NÚMERO 159: LOS CELOS ME ESTÁN MATANDO.

LOS CELOS ME ESTÁN MATANDO   O   EL CASTIGO DEL TENORIO       Propiedad de la Familia.     Estrenan esta obra de Carlos Arniches, Antonio Paso y Antonio Estremera, el 2 de Abril de 1926. La catalogan como una Tragicomedia en tres actos. Corresponde a su Etapa Feminista y en concreto, es…


OBRA NÚMERO 110: SERAFÍN EL PINTURERO.

SERAFÍN EL PINTURERO O CONTRA EL QUERER NO HAY RAZONES   O   EL AMOR VERDADERO   www.iberlibro.com   El 13 de mayo de 1916, Carlos Arniches y Juan Gómez Renovales, con música de los maestros Flogietti y Celestino Roig, estrenan esta obra cumbre en la trayectoria del alicantino. Hay chotis inmortales, mensajes profundos y…


OBRA NÚMERO 91: EL TRUST DE LOS TENORIOS.

EL TRUST DE LOS TENORIOS   O   EL MACHITO HACIENDO EL RIDÍCULO UNA VEZ MÁS.    www.march.es   Nos encontramos en 1910, se estrena la obra el 3 de diciembre en el Teatro de la Zarzuela. Obra en colaboración de Carlos Arniches con Enrique García Álvarez y música del maestro Serrano, el mismo mago…