EL SANTO DE LA ISIDRA

 

O

 

EL VALOR QUE DA EL AMOR

 

 

La tercera obra exclusiva de su producción, y la número cuarenta, de todas las realizadas en sus primeros diez años como profesional, encumbrará al autor alicantino hasta el máximo de los éxitos. Incluimos esta obra en su Etapa Feminista.

 

Estrena esta obra el 19 de febrero de 1898 con música de su amigo Tomás Torregrosa, y se la dedica a un gran amigo: Sinesio Delgado. Este autor de teatro, periodista, abogado y visionario, será fundamental en la creación tres años más tarde de la Sociedad General de Autores, actual SGAE, como podremos leer en estas mismas páginas (50)

 

Podemos considerar esta obra como la primera en la que de una forma nítida, Carlos Arniches, sitúa la acción en su zona cero, los barrios bajos, en un callejón que da a la calle Toledo.

www.wikipedia.org

La fotografía recoge un instante de la vida cotidiana de la calle de Toledo, en el tramo que va desde la Plaza Mayor hasta el final de Puerta Cerrada. En la fotografía antigua se aprecia el tranvía 66 camino de la Plaza Mayor, al fondo, ajardinada. Cabe reseñar que el tranvía está tirado por mulas. Hasta 1898,que comienza la electrificación de las líneas de tranvías, éstos eran de tracción animal

Aspecto de la Calle de Toledo en 1890. www.wikipedia.org

 

Hemos visto hasta ahora, en Madrid, hasta 15 localizaciones en 10 años. Ahora son 16:

  • Estación de Las Delicias- El fuego de San Telmo.
  • Calle de la Ruda- Las Guardillas.
  • Campo del Moro.- Calderón.
  • Calle de la Morería.- Calderón.
  • Plaza de los Mostenses. Los Mostenses.
  • Convento de Santa Clara, calle Julia Balenchana. Los Mostenses.
  • Calle del Sombrerete.- Los descamisados.
  • Plaza de La Cebada.- Los descamisados.
  • La Glorieta de Bilbao.- Los descamisados.
  • Arrabal de San Millán.- Los Puritanos.
  • Calle de Arganzuela.- Los Puritanos.
  • Calle ¡Válgame Dios! El príncipe heredero.
  • Calle Farmacia. El reclamo.
  • El Café Suizo.- Los conejos.
  • Calle Andrés Obispo. El Arco Iris.
  • Calle Toledo. El Santo de la Isidra.

LA FAMILIA TIPO DE ARNICHES

Como dato curioso hemos recogido este «arquetipo» que Arniches va a repetir en más de 15 ocasiones en sus obras, y es el de la familia formada por los padres o tutores, la hija y el novio o marido de la hija.

Comenzó en 1890 con La Leyenda del Monje -1-, donde don Simón, doña Sofía, su hija Olvido y su novio Valentín, tenían sus más y sus menos con los bermeanos y bermeanas; continuó la familia con la operación de boda que se da ¡Victoria! -2- (1891) con el consiguiente cambio de nombres: don Evaristo, doña Bárbara, su hija Lola y el novio Domingo; Los descamisados- 3- (1893) donde los padres son Sandalio y Eulogia, la hija Silvina y el novio Florito; el caso se repite en el año 1896 con El Jefe del Movimiento- 4-, donde nos aparecen de nuevo los cuatros personajes con tres nombres cambiados: don Juan Balduque, doña Ruperta, la hija Socorro y el novio Domingo. Un año después, en 1897, en la obra Los conejos-5-, la familia está formada por Don Agapito, Candelaria, su hija Lola y el novio Julito, el canario. Ahora, El santo de la Isidra- 6-, esta “familia tipo de Arniches” la forman Matiás e Igancia como los padres de Isidra y su novio, primero Epifanio y luego Venancio.

              Al levantarse el Telón vemos la taberna del número ocho: “Vinos y Licores”. Junto a la taberna hay una tienda de sillas de los padres de Isidra, Matías y Jacinta: “La Mecedora – Se ponen asientos, se reforman sillerías.” Es el día de San Isidro, el 15 de Mayo. San Isidro nació en 1082 y murió en  1172. Se le atribuyen 5 milagros, uno de los cuales era que estando orando, el patrón le fue a reprender por vago, pero cuando le llevó a ver los campos, los bueyes estaban arando solos.

www.wikipedia.org

Iglesia de San Juan Bautista de Amaya.

 

El zapatero Eulogio está cantando y trabajando junto a la tienda de Isidra cuando Secundino quiere convencer a Cirila para que vaya con él a la Pradera en el día de San Isidro.

 

Secundino tiene ya cuatro novias, contando a Cirila. Le cuenta a Eulogio la última carta que mandó a Justa, una de sus conquistas.

 

CHISTES DE ARNICHES NÚMERO 46

 

(Cuadro I, Escena II.)

 

SECUNDINO.- El otro día le escribí a la Justa, y pa ponerla inolvidable la hice una hache súper…

 

SEÑOR EULOGIO.- ¿Y dónde le pusiste la hache?

 

SECUNDINO.- ¡Detrás del “ino…”! Y al final la decía: “No te olvido, ni te olvidaré y una acción como ésa no esperes que yo la cometa…” ¡Tenía usted que haber visto el rabo que le hice a la cometa!

 

SEÑOR EULOGIO.- ¿Pa que no voltease…?

 

SECUNDINO.- ¡Quiá hombre; pa acabar la carilla…! ¡Un rabo gótico! ¡Y es que aquí, señor Eulogio, hay vista y entrevista, usea extinto y cerebro!

 

Secundino se va y Eulogio comenta que viéndole, está claro que el hombre desciende del mono.

 

El mensaje número 129: Arniches no soporta esta burla sobre las mujeres que ejercen los chulos de los barrios bajos, y los ridiculiza para que sean la mofa del público. Secundino será un conquistador pero es un inculto y además no lo sabe, que es lo peor de un ignorante: no saberlo.

 

El pretendiente de Cirila, Pérez el militar, le pregunta al señor Eulogio por ésta, y cuando le dice que ha quedado con Secundino para ir a la Pradera… Pérez no cabe en sí, y jura venganza.

 

(Cuadro I, Escena III.)

 

PÉREZ.- ¿Que no me acalore…? ¡Si ve usté ar Secundino ese, hágame el orsequio de decirle que como yo le vea en la Pradera esta tarde, si calentura trujiere, gorverá con calentura, como dice el rétulo que hay encima del chorro!

 

¡Arniches en estado puro!

www.wikipedia.org

 

Lope de Vega fue un gran devoto de San Isidro Labrador, y le dedicó estos versos que están escritos en la fuente encima del chorro:

 

Bebe Iván dulce cristal
e Isidro lágrimas bebe,
dura la fuente, a quien debe
Madrid salud celestial.
Pierde el río su caudal,
con estar juntos los dos,
y ella, perenne por vos,
dice que milagro fue
que como es fuente de fe,
no puede faltarle Dios. (51)

 

En cuarta escena se escucha una bronca monumental. Bronca en el ocho. Salen fuera y vemos al señor Eulogio, señor Matías (padre de Isidra), Juan el migas, Paco el curial, Epifanio (el exnovio de Isidra) y el Rosca.

 

Música. Tenemos este fragmento en youtoube: https://youtu.be/TxJmGRoJFek

“Toma granuja, toma ladrón”

POEMAS DE ARNICHES NÚMERO 39

(Cuadro I, Escena IV)

 

SEÑOR MATÍAS.-           A mí los hombres guapos

de tu fachenda

me sirven de entremeses

pa la merienda,

porque en cuanto yo quiero

largar sopapos

se acaban en seguida

los hombres guapos…

 

EPIFANIO.-                      ¡Que no es verdad!

 

PACO Y JUAN.-               ¡Calma señor Matías!

 

EPIFANIO.-                      Yo, cuando quiero sangre,

me comprometo

con hombres que merezgan

algún respeto;

y no con un pelele

sesagenario

que es la última palabra

del diccionario.

Fotograma de la representación según Sonsoles Benedicto. Youtube.

https://youtu.be/TxJmGRoJFek

 

Epifanio se marcha “indultando” al señor Matías y le recuerda que su hija es para él. Todos agarran a Matías y le preguntan por la razón de la disputa.

 

HISTORIAS DE ARNICHES NÚMERO 25

 

SEÑOR MATÍAS.- Pus verá usté por qué señor Ulogio. Ya sabe usté que Epifanio y ésta (Por Isidra.) tenían relaciones cordiales desde hace año y medio.

 

SEÑÁ IGNACIA.- ¡Ay si nos hubiéramos muerto toos el día que puso los pies en mi casa!

 

ISIDRA.- (Llorando.) ¡Ojala!

 

SEÑOR MATÍAS.- Bueno; pues hace quince días, cuando ésta había empezado a hacer el trunsó, averigüemos que Epifanio vivía maritalmente con Esperanza, la fiadora, y que la Esperanza lo mantiene… ¿Qué iba a hacer la chica? ¡Lo que hacen las mujeres honrás! Ella se destrozó el alma, y a él lo mandó… bastante lejos.

 

SEÑOR EULOGIO.- Ya me figuro dónde.

 

SEÑOR MATÍAS.- Bien; pues dende ese disgusto mi casa es un panteón de la familia. Pero hoy es San Isidro, el santo de ésta, y esta mañana les he dicho pa animarlas: “¡Vaya, arreglar la merienda, que esta tarde vamos a ir a la Pradera!” Salgo a invitar a estos amigos, me los encuentro en la taberna, nos sentamos, y me veo en la mesa del rincón a Epifanio con el Rosca. Yo, como es natural, no le hice caso, y me dirijo a estos, les hago la invitación, lo oye él y viene y me dice: “Señor Matías, cuente usté con un anfitrión más pa ir con ustees dónde sea.” “Epifanio, retírate, porque tú para nosotros has caído en el panteón del olvido involuntario…” ¡Me parece que la frase era elegante! Pues bueno; se me queda mirando de hito en hito y me da un papirotazo en la nariz que me hizo estornudar y además me agarra por la solapa y me dice: “Si va la Isidra esta tarde a la Pradera, al primero que baile con ella dígale usté que le hago un chirlo.” Me cegué, le di así en la cara, nos liamos a golpes, salimos a la calle, y aquí fuera ya ha visto usté lo que ha sucedido… ¡que me se ha achicao!

Señor Matías respondiendo a Epifanio en el rifi rafe. Sonsoles Benedicto. Youtube.

https://youtu.be/TxJmGRoJFek

 

Tras el relato, discuten sobre ir o no la Pradera: Matías que no; Ignacia e Isidra que sí; que van ellas solas si hace falta, y que si Matías no quiere ir, ¡que se quede en casita y que lo deje todo fregado!

 

En la siguiente escena se queda solo Eulogio. Tiene un monólogo en el que cuenta que Venancio, el panadero, que está loco por Isidra, debe conocer todo esto, para que le haga una propuesta formal a Isidra.

 

Aprovecha Eulogio que sale la señá Ignacia para contarle como vería ella que Venancio saliera con Isidra, y da su consentimiento.

 

Estaban tan felices cuando una vecina, Baltasara, se pone a colgar la ropa, mojando a Eulogio y sus herramientas. Aprovecha la tal Baltasara para mostrar los claveles que le ha regalado Epifanio, que además va contando unas cosas de Isidra…

 

En ese ambiente de tristeza y rabia Eulogio le dice a Isidra que la culpa es de ella porque no ha permitido a nadie que se le acerque… Entonces, Isidra dice que hoy bailará con el primero que llegue… ¡y viene Venancio!

 

Eulogio saluda a Venancio con una broma política:

 

CHISTES DE ARNICHES NÚMERO 47 BROMAS POLÍTICAS

 

(Cuadro I, Escena X.)

 

SEÑOR EULOGIO.- ¿Qué…? ¿Se sabe si Máximo Gómez ha pasao la trocha?

 

VENANCIO.- ¡Qué sé yo…! ¡Señó Ulogio, yo no sé qué tié esa mujer para mí! ¿Usté ve que la he visto…? ¡Misté cómo me he quedao!

 

Hemos investigado sobre la figura de Máximo Gómez, y resulta que fue un militar nacido en La República Dominicana que tuvo hasta tres destinos militares en su vida: Ejército Dominicano: 1852-1861; Ejército Español en Cuba: 1861-1865; Ejército Cubano: 1868 – 1898. (52)

 

Estamos en 1898, el general Máximo Gómez ha llegado a La Habana y ha sido recibido por una multitud. Suponemos que la pregunta de si ha pasado la trocha, o camino ferroviario, haría referencia a las andanzas de este militar en cuba.

 

Máximo Gómez (1836- 1905) www.wikipedia.org

 

Eulogio alecciona a Venancio sobre las mujeres.

 

HISTORIAS DE ARNICHES NÚMERO 26

 

(Cuadro I, Escena X.)

 

SEÑOR EULOGIO.- ¿Tú…? ¡Tú qué vas a saber! ¡Tú eres un mixto de pardillo y jilguero! ¡El mundo…! ¿Quieres saber lo qué es el mundo…? ¡Pues oye y sácate una copia! El mundo, Venancio, en lo referente al amor, es talmente una zapatería: la juventud es el escaparate, las mujeres son el calzao, y el hombre es el parroquiano. Las mujeres, como el calzao, ca una tie una piel distinta…; las ties de becerro (que Dios nos libre), hasta el charol más fino y reluciente. Ahora que la mujer es un calzao que te el defecto de que no lo hacen a la medida. ¿Qué tié que hacer el hombre…? Pues mirar por el escaparate y escoger a ojo, y decir aquél calzao es mío, y entrar a disputárselo al sursum curda… ¿Me entiendes…? Bueno, tú has encontrao lo que te gusta, pues entra a cogerlo, cueste lo que cueste, y cásate pronto, porque mira, chico, el hombre que no se casa, usea el que no va calzao como Dios manda, tie que andar con chanclas toa su vida…, y pa eso más vale que te coja un Carriquirri…, creémelo.

 

Hemos investigado que Nazario Carriquirri adquiere la ganadería de Javier Guendulain en 1850, y desde entonces es de un gran prestigio, tanto así que en Pamplona se daba el trofeo Carriquirri al toro más bravo (53).

 

El mensaje número 130: Arniches cuenta a través del zapatero filósofo, señor Eulogio, la metáfora del amor en el mundo y la zapatería. El amor tiene un componente de riesgo inevitable, también requiere cintura para “amoldarse”, y exige valor para comprometerse y ser fiel. Todo está contenido en esta metáfora.

 

Venancio esta hecho un manojo de nervios y no sabe lo que va a decirle.

 

EL ARTE DE LA CONQUISTA

 

(Cuadro I, Escena X.)

 

SEÑOR EULOGIO.- ¿Qué qué vas a decirla…? Pues te arrimas a ella y la viertes estas frases en la oreja izquierda: “Isidra, aquí dentro tengo un corazón pa usté, y allá arriba un cuartito y un pedazo de pan pa los dos, ¿usté gusta?

 

VENANCIO.- ¿Y si me dice que no tié gana?

 

SEÑOR EULOGIO.- ¡Le das un vermú; mía tú este! Además, ¡hoy la pues caer en gracia!

 

VENANCIO.- ¿Cómo…?

 

SEÑOR EULOGIO.- Regalándola como obsequio, por su santo, dos tiestos de claveles iguales que aquellos.

 

En la siguiente escena, Eulogio llama a Isidra, y le da un pico de la blusa de Venancio diciéndole que no lo suelte hasta que le haya dicho lo que ha venido a decirle.

 

Cantan Isidra y Venancio que no tiene arranque para decirle lo enamorado que está de ella.

 

POEMAS DE ARNICHES NÚMERO 40

 

(Cuadro I, Escena XII.)

 

ISIDRA.-             Cuando el hombre no es hombre de veras,

y hablar con mujeres

le da desazón,

pues… se debe ir a las afueras

y andar con los chicos

jugando al peón.

 

Ahora lo podemos oír en este fragmento aquí: https://www.youtube.com/watch?v=2DKmdo-guXk

 

Venancio no ha podido declararse y se va a comprar los claveles. Epifanio le pregunta a Eulogio por el nombre del pimpollo que tonteaba con Isidra. Eulogio le dice que es Venancio y se la jura si le ve bailando por la tarde en la Pradera.

 

DIÁLOGO DE CHULO

 

(Cuadro I, Escena XIV.)

 

EPIFANIO.- Pues me han engañao, porque me habían dicho que era usté un cachorro de lanas, y veo que no, que usté es un ratonero.

 

VENANCIO.- Yo… soy un hombre que quié meterse con nadie…; eso es lo que soy.

 

EPIFANIO.- ¡Un hombre! ¿Y a usted le hacen mucha falta las muelas, joven?

 

VENANCIO.- ¡Regular!

 

EPIFANIO.- ¿Y qué haría usté si yo le extrajera unas varias? ¿Llorar? (Con guasa.)

 

VENANCIO.- Misté, déjeme usté en paz, señor Epifanio, que yo no me he metío con usté para nada.

 

EPIFANIO.- ¿Qué no se ha metío usté conmigo? ¡So tórtola! ¿Y se dirige usté a la Isidra sabiendo que es cosa mía?

 

VENANCIO.- ¡Yo no sabía eso!

 

EPIFANIO.- ¡Pues sépalo usté! Esa joven está prohibida.

Epifanio.

Sonsoles Benedicto. Youtube.

https://youtu.be/TxJmGRoJFek

 

El mensaje número 131: Arniches aprovecha estos diálogos de chulos para dejarles en ridículo por su falta de peso y profundidad. El chulo es una constante en las obras de Arniches que no pierde oportunidad para ridiculizarlo.

 

Tras esa discusión entre Epifanio y Venancio, que traía los tiestos de claveles para Isidra, aquél aprovecha un descuido para tirárselos al suelo, Venancio se abalanza sobre Epifanio, pero Isidra y Eulogio lo detienen.

 

POEMAS DE ARNICHES NÚMERO 41

ALEGRE ES LA MAÑANA Y HERMOSO EL DIA

 

Para terminar el cuadro I se ve una escena final coral con una música muy alegre y pegadiza.

 

CORO GENERAL.-

Alegre es la mañana

y hermoso el día;

hoy va ser cosa buena

la romería.

¡Vamos allá!

Y el que no se divierta

tonto será.

 

Ahora lo podemos escuchar en este enlace

https://www.youtube.com/watch?v=rPpxCVccyDY

Isidra.

Sonsoles Benedicto. Youtube.

https://youtu.be/TxJmGRoJFek

 

Cuando se está terminando el número musical Epifanio vuelve a amenazar a los mozos que se atrevan a bailar con Isidra. La madre, Ignacia, se dirige a todos ellos y les increpa: “¿Nadie se va a enfrentar a él?” y responde Venancio: “¡Servidor!” y se acaba el cuadro.

 

El segundo cuadro nos muestra el Puente de Toledo en la tarde del día de San Isidro. Aquí está Secundino esperando a Cirila que llega tarde y acompañada de una niña. Se van a los columpios.

 

Puente de Toledo. www.wikipedia.org

 

 

Se acaba el cuadro y se produce la mutación.

 

El tercer cuadro nos muestra la Pradera de San Isidro.

  1. Giuseppe Canella. www.wikipedia.org

 

Vemos columpios, mesas, merenderos y una gran animación.

 

Ambiente de la Pradera con todos los vendedores.

 

En primer lugar vemos cómo Pérez y Torrija se aproximan a Secundino y Cirila. Pérez le acusa a Secundino de estar liado con “La Vicenta” y Cirila se marcha a buscarla con la intención de arañarla si es así.

 

Se presentan en la escena Isidra, sus padres, Paco, y la señá Justa. Llega Epifanio y le pide a Isidra para bailar y le contesta: “¡Me dan nausias!”; insiste con la señá Ignacia: “¡Vaya usté y que le ahorquen!”; continúa con el señor Matías: “¡Qué tengo canas!” Isidra había apostado 5 duros a que venía Venancio y le pedía baile. (son unos 100 € actuales según Prados de la Escosura. (54)

 

¡Y llega Venancio! Le pregunta a Isidra para bailar y le dice que sí. Comienzan a bailar con la música de Paco y su organillo.

 

Se levanta Epifanio y le pega a Venancio. Éste se revuelve y le dice: “Yo, esta mañana era un párvulo, pero dende mi casa aquí he dao el gran estirón.” Epifanio saca una navaja, Venancio le agarra con fuerza la mano y se cae la navaja al tiempo que sienta a Epifanio; éste intenta levantarse varias veces sin conseguirlo. Humillado, se van el Rosca y Epifanio, y Venancio declara su amor a Isidra.

 

Todo es alegría. Todos a bailar. Telón.

 

 

 

MENSAJES DE ARNICHES

 

MENSAJE NÚMERO 129: Arniches no soporta esta burla sobre las mujeres que ejercen los chulos de los barrios bajos, y los ridiculiza para que sean la mofa del público. Secundino será un conquistador pero es un inculto y además no lo sabe, que es lo peor de un ignorante: no saberlo.

 

MENSAJE NÚMERO 130: Arniches cuenta a través del zapatero filósofo, señor Eulogio, la metáfora del amor en el mundo y la zapatería. El amor tiene un componente de riesgo inevitable, también requiere cintura para “amoldarse”, y exige valor para comprometerse y ser fiel. Todo está contenido en esta metáfora.

 

MENSAJE NÚMERO 131: Arniches aprovecha estos diálogos de chulos para dejarles en ridículo por su falta de peso y profundidad. El chulo es una constante en las obras de Arniches que no pierde oportunidad para ridiculizarlo.

 

MENSAJE NÚMERO 132: La obra en su conjunto muestra la victoria del amor paciente y desinteresado. El amor que no desfallece ante lo largo de la espera. El amor respetuoso. El amor valiente que hace valiente a quien no lo era, porque es capaz de “dar el estirón” para defenderlo.

 

Hemos encontrado una serie de documentos muy interesantes de este primer gran éxito de Carlos Arniches.

www.wikipedia.org

 

PARTITURA

 

www.fundacionjuanmarch.com

Revista Blanco y Negro de Mayo de 1901. Original de Cecilio Pla. www.wikipedia.org

 

Esta imagen apareció en la revista Blanco y Negro con la que colaboraría 13 años más tarde, en la que muestran a Isidra en la Pradera esperando a Venancio.

 

FRAGMENTOS DE LA OBRA:

 

PRELUDIO: https://youtu.be/5eNMJh7tTr8

 

TOMA GRANUJA, TOMA LADRON: https://youtu.be/TxJmGRoJFek

 

DUO DE CLAVELES: https://www.youtube.com/watch?v=2DKmdo-guXk

 

ALEGRE LA MAÑANA: https://www.youtube.com/watch?v=rPpxCVccyDY

 

REFLEXION SOBRE LA TRAGEDIA

 

Observando la trayectoria de Arniches desde el sainete hacia el sainete trágico y después hasta la tragedia grotesca, podemos señalar que esta obra es crucial en su devenir. El encorsetamiento de la duración de una hora aproximadamente de cada espectáculo, no le permitió desarrollar esta historia de una forma más trágica. En realidad no hace falta saber mucho para darse cuenta que lo que aquí acaba con un forcejeo pude acabar con una muerte, con una huída del asesino, con otro acto o incluso, con otros dos actos. Esa tragedia está implícita en todo lo que nos ha contado. Cuando estudiemos la siguiente obra, veremos cómo efectivamente, decide hacerla mucho más trágica, explorando el mundo de la mujer maltratada. Arniches, como siempre, va poniendo sus cimientos poco a poco hasta que desarrolla su teoría de forma completa. La tragedia grotesca está latente. Esperemos hasta que brote.

 

BIBLIOGRAFÍA

50.- Barron – Arniches, Joseba: “Los Pilares de Arniches”. Pág 82. Ed. Bubok. Bilbao 2018.

51.- Zozaya, Leonor. “Construcciones para una canonización: reflexiones sobre los lugares de memoria y de culto en honor de San Isidro Labrador. Tiempos Modernos. Revista electrónica de historia moderna. Volumen 7; Número 22.; Año 2011.

52.- Riera Hernández, Mario. “Cuba política.” La Habana. 1955

53.-casatoril.blogspot.com 2011-10-23

54.- Prados de la Escosura, Leandro. “Informe sobre Contabilidad Nacional Histórica de España: gasto y producto. 1850-2017. Fundación Rafael del Pino. 2017.